Remedios caseros para la costocondritis

Compártelo!

Puede ser frustrante saber que hay poco que un médico puede hacer para tratar la costocondritis. Pero puede tomar medidas de cuidados personales para hacerte más cómodo, que le puede dar una mayor sensación de control sobre su condición. Intente lo siguiente:

  • calmantes disponibles sin receta médica. Síntomas de costocondritis menudo se puede controlar con el acetaminofén, ibuprofeno) o el naproxeno.
  • calor o hielo. Trate de colocar compresas de agua caliente o una almohadilla térmica en la zona dolorida varias veces al día. Mantener el calor en un ajuste bajo. El hielo también puede ser útil.
  • descanso. Evite las actividades que hacen que su dolor empeore.

¿No encuentras lo que buscas? Búscalo aquí